Por qué ver televisión y películas juntos es mejor

Consejos para ver televisión juntos con el fin de promover el aprendizaje y la unión familiar. By Michael Robb
Por qué ver televisión y películas juntos es mejor

Los padres tienden a preocuparse por saber exactamente cuánto tiempo frente a la pantalla es apropiado para los niños. Las pautas pueden ser confusas, y no existe un número mágico que sirva por igual para todas las familias. La verdad es que lo que los niños están viendo y cómo lo están viendo son partes clave de la ecuación. Y cuando los padres se involucran, al sentarse juntos, hacer preguntas y explicar cuando sea necesario, los beneficios se multiplican.

En mi rol de director de investigación de Common Sense Media, estoy al tanto de varios estudios sobre cómo los medios afectan a los niños. Si bien la cantidad de tiempo que los niños pasan frente a la pantalla es importante, las investigaciones muestran que ver televisión y películas con tus hijos, también conocido como “uso conjunto” o “uso compartido” (co-viewing en inglés), tiene una variedad de efectos positivos. Puede apoyar las habilidades de lectura y escritura temprana, aumentar la empatía e incluso ayudar a manejar la agresión después de la exposición a medios violentos. Sin embargo, la manera cómo interactúas es importante. Tal como este estudio sobre los espectadores jóvenes de Plaza Sésamo indica, los niños cuyos padres les pidieron que nombraran letras y números durante el programa aprendieron más que cuando los padres las nombraron.

El uso conjunto o compartido es similar a la forma en que muchos padres abordan la lectura con los niños, especialmente con los niños en edad preescolar y otros niños pequeños. Es un momento para abrazarse, enfocar la atención y compartir la experiencia de ver y escuchar lo mismo, al igual que la hora de leer cuentos. En un estudio sobre padres que aplicaron las técnicas de lectura de alta calidad para ver videos, los niños obtuvieron mejores puntajes en comprensión y vocabulario que los niños cuyos padres no usaron las técnicas.

Por supuesto, no es necesario que vean juntos todos los programas. Como padre de dos hijos pequeños, trato de ver programas con mis hijos cuando puedo, pero no siempre es posible compartirlos con ellos (porque tengo que hacer otra cosa o porque solo puedo aguantar unos cuantos capítulos de PJ Masks seguidos). Sin embargo, utilizo sus programas favoritos como una forma de conversar con ellos más tarde. En Common Sense, no recomendamos el uso de los medios de comunicación durante las comidas, ¡pero ciertamente animamos a los padres a hablar sobre los medios cuando están sentados en la mesa!

Entonces, ¿cómo se puede ver televisión en conjunto y aprovechar esos beneficios? Prueba estos consejos con niños pequeños:

Enfoca su atención. Ayuda a los niños a percibir los detalles de la historia señalando verbalmente partes específicas de lo que está viendo, ya sea una palabra desconocida, una parte confusa o solo un detalle interesante. Por ejemplo: “¡Mira sus hermosos zapatos!”

Anímalos a pensar sobre el orden de los eventos. Esto ayuda a los niños a pensar sobre la secuencia y la causa y el efecto. Después de ver el programa o antes de ver algo que hayan visto antes, dile: “¿Puedes recordar lo que sucedió después de que el perro se soltó?” También puedes poner en pausa el programa y preguntar: “Dime qué está sucediendo ahora”.

Ayúdalos a fortalecer su comprensión. Hazles preguntas básicas de quién, qué, cuándo, por qué, dónde y cómo para que tus hijos usen nuevas palabras y piensen en lo que han visto. Di: “¿Quién es ese? ¿dónde viven? ¿por qué están haciendo lo que están haciendo?”.

Haz que se identifiquen con lo que ven. Haz que los niños relacionen lo que ven con sus propias vidas. Por ejemplo, “¡Uy! están enojados. ¿Qué hiciste la última vez que estuviste enojado?” Esto ayuda a los niños a aprender a expresarse, enfrentar sus sentimientos y comprender mejor a los demás.

Amplía lo que dicen los niños. Reformula la información del programa o las cosas que tus hijos te han respondido, relaciona los detalles con sus propias vidas o agrega nueva información. Todas estas son formas de mejorar sus habilidades de conversación, enseñar a los niños sobre el mundo y reforzar la conexión que hay entre ustedes. Dile: “Los ruidos fuertes asustaron a Daniel Tiger. Tampoco me gustan los ruidos fuertes. ¿Cómo te sientes cuando escuchas ruidos fuertes?”

Este es un secreto mal guardado: a los niños les gusta mucho hablar de los medios de comunicación. Aprovecha esto, ya que te abrirá todo tipo de oportunidades de descubrir las cosas que les interesan, las cosas que son importantes para ellos, e incluso lo que está sucediendo en sus vidas. Esas conversaciones te pueden sorprender.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR Powered by PubExchange (i)

 

Acerca de Michael Robb

Michael Robb is director of research at Common Sense, overseeing our research program, evaluation of organization impact, and program development research. Michael has been involved in issues involving media and... Lee más

Agrega tu comentario

Sign in or sign up to share your thoughts

PubExchange

Common Sense Media is working with PubExchange to share content from a select group of publishers. These are not ads. We receive no payment, and our editors have vetted each partner and hand-select articles we think you'll like. By clicking and leaving this site, you may view additional content that has not been approved by our editors.